Prevención y readaptación de lesiones

La prevención y readaptación de lesiones es el enlace entre la fisioterapia y la práctica del deporte. Este procedimiento se emplea cuando, seas deportista o no, sufres una lesión y después de un largo periodo de inactividad, debes recuperar tus rutinas diarias.

¿En qué consisten la prevención y readaptación de lesiones?

Con este plan de entrenamiento logramos recuperar un estado físico y funcional adecuados tras haber sufrido un proceso lesivo, así como ayudar en la prevención de lesiones, permitiendo de este modo poder realizar las actividades de la vida cotidiana y la práctica deportiva con normalidad.

Para ello, tras una exhaustiva valoración, te propondremos un programa de ejercicio físico terapéutico personalizado, en el que se desarrollen estrategias que faciliten la recuperación de la lesión y te permitan una incorporación rápida y segura la actividad física, deportiva o laboral.

3 pasos hasta tu objetivo

  • Paso 1: Evaluación e iniciación

    Reconocimiento de la patología por parte de un especialista, e inicio de la recuperación en función del tipo y grado de lesión o patología. Tras la primera mejora que permita realizar gestos sin dolor, iniciaremos las sesiones de entrenamiento teniendo en cuenta los puntos débiles y el déficit funcional.

  • Paso 2: Recuperación y readaptación funcional

    Una vez alcanzados los objetivos marcados en el paso 1, el entrenamiento da un paso adelante para ser más específico. Es el momento de trabajar las zonas afectadas realizando acciones específicas en función de la lesión sufrida y del deporte o la actividad que desarrollará una vez todo esté superado.

  • Paso 3: Prevención y reincorporación

    Llega el momento de educar en materia de hábitos preventivos y adaptar el entrenamiento individualizado a la reincorporación a la actividad. A partir de aquí́, realizaremos un seguimiento para que no vuelvas a recaer en malos hábitos que puedan hacer provocar una recaída en la lesión o patología.

Somos el personal trainer que necesitas

A través del ejercicio físico terapéutico, llevaremos a cabo el control y seguimiento de la evolución de la lesión a nivel funcional para conseguir que el tejido lesionado pueda verse modificado para poder adaptarse a las exigencias físicas del deporte o la actividad habitual diaria.

Así, las funciones, competencias y responsabilidades del readaptador físico son:

  • Prevención de lesiones.
  • Reconocimiento y evaluación inicial del deportista lesionado.
  • Análisis y control de fallos funcionales.
  • Planificación, diseño y preinscripción de programas de readaptación física.
  • Planificación y diseño de programas físicos correctivos.
  • Educación de hábitos posturales, facilitando la comprensión de la lesión y la importancia de tener un rol activo en el proceso de recuperación.
  • Selección de los ejercicios según objetivos en colaboración con el entrenador.
  • Control y seguimiento de la evolución de la lesión durante el período de readaptación y tras su incorporación al entrenamiento y competición.

Es la hora de comenzar.

¡Sigue nuestro blog!

En Impulso Trainning hacemos posible que puedas entrenar con un propósito concreto y unos objetivos claros. Juntos lograremos alcanzar la meta que te hayas marcado con un seguimiento totalmente personalizado.